Salte la navegación

Laguna Milagros,
Quintana Roo
 

Si Jacques Cousteau e Indiana Jones tuvieran que seleccionar un lugar de espectaculares playas de arena blanca, islas desiertos y zonas arqueológicas entre la selva, seguramente pensarían en Quintana Roo.


Esta provincia mexicana, cuya geografía falta de accidentes muestra entre su rala espesura lo poroso de sus terrenos, tiene entre su inventario de maravillas a la laguna Milagros que se localiza a pocos kilómetros de la capital del estado. Tal vez sean los aproximadamente 400Km. que distancian Cancún de este destino, lo que conserve el encanto natural que le caracteriza.
No sé si fue el color turquesa blanquecino de sus aguas o la tibia caricia que el viento regalaba a mi rostro lo que me cautivó aquella tarde, pero seguro estoy de la símil sensación de quienes en aquel antiguo mundo maya hicieron el mismo humilde ejercicio de contemplación ante el argumento arquitectónico de los dioses.

 

Un pequeño muelle que irrumpe en el turquesa del agua.

 

Bella estampa azulina.

 

 El remanente de lo que parece ser un palco para carreras de lanchas.

 

Jugando a sostener el muelle

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: